in mis cosas

Óscar, Marta, Verdú, Churchill

7721_173251613141_512763141_3698121_693545_n

Óscar and me in action

Óscar Cavaller, además de incorporarse al mundo bloggero hace poco, se encargó de dirigir la producción en la que, por el arte del birle, pero creo que más del birloque, me convertí en todo un experto, versión beta, en telecomunicaciones. Ahora mismo mi vida es más plena, sé que Bluetooth era un rey vikingo que unificó algunos reinos del norte de Europa, o que las redes wifi emiten con una frecuencia de 2,4 Gh, o lo que es lo mismo, 2.400 millones de ondulaciones por segundo. Seguro que se le podía haber dado una vueltecita al guión, pero si los telecos no estuvieran siete u ocho años dedicados a contar las ondulaciones que hay en un paquete de Rufles, seguro que escribían algo mejor.

El rodaje ha sido sencillo, pero me gusta cómo lo ha llevado Óscar. Con veinticuatro años sabe perfectamente que dirigir no es mandar, es dirigir. Parece una perogrullada, pero hay muy pocos directores que sepan dirigir. Siempre tiene las orejas bien abiertas en busca de ideas y sabe que, si parte del equipo sale a fumar, hay que dejarse caer para charlar un rato, y que si alguien se traba en una escena hay que buscar lo positivo y potenciarlo.

Y Marta, y Verdú, y Churchill. Son un equipo joven con muchas ganas, de espíritu baidefeis, y tener contacto con ellos ayer tuvo efectos rejuvenecedores que necesitaba, aunque acabé el día como si Vegeta hubiera absorvido todas mis unidades de energía. Hoy a grabar Lost In Madrid, y luego reuniones de miramapa, y después… Luego se extrañaban de que, de mi blog se extrajera la idea de que quiero retirarme pronto.

Sí por dios. Mi meta es dejar de trabajar, sin duda, encontrarle un atajo a la jubilación. ¿Acaso si estos post que escribo tan feliz, tuvieran forma de columna y aparecieran publicados en, por ejemplo el diario Público, serían trabajo?, ¿Acaso creéis que si estuviera forrado no hubiera ido a hacer de profe de teleco, o me perdería el placer de monologuear, o presentar, o escribir…?, ¿Qué es trabajo y que no? En realidad, casi siempre en mi vida he desarrollado trabajos que no he considerado como tales. No lo hubiera soportado.

PD: Si van a Móstoles, y caen por un bar de un chino llamado Manolo… no pidan pimientos de padrón.

PD2: Seguro que los Guti, Raúl y compañía no se explican el porqué. Seguro que ni los del Alcorcón se lo explican. Yo sí. Es una señal. Todo el equipo de miramapa debe saberlo.

Share

Leave a Reply

  1. De futbol solo sé que por herencia familiar debo ser del atlético pero cuente conmigo para meterle un 4-0 a la Teléfonica. Y vaya con cuidado que me han dicho que el mono de la cocalight es de los más chungos y no nos podemos permitir perder su flema.

  2. Lo de Bluetooth me ha flipado.

    Mi carrera sí fue vocacional pero la “salida”, aunque muy previsible, no lo era en absoluto. Ahora he hecho de ella un disfrute. Supongo que también tiene su mérito.

  3. Gracias por todo Alberto. ¿Cómo era la sección que me comentabas ayer sobre “frases celébres/redundantes”? Me uno a aquella de “no es la primera, ni será la última”.

    Por cierto, el Chino es Manuel (todavía les falta un par de años más en España para avanzar a “Manolo”). Pufff… tengo la boca jodida aún de los pimientos…

  4. Gracias a ti Alberto, por compartir tu tiempo con 4 chalaos que intentan que su trabajo, el que eligieron, les resulte placentero.

    El camino a la jubilación, no es más que el camino a la plenitud y este, solo reconoce el tiempo que decides dedicarle a ello.

    PD: Te espero en el zulo. Ya no te ríes tanto, eh!!!!!